Compresor de Aire para Coche

Uno de los productos más útiles es el compresor de aire para coche, indispensable para viajes bien sea a corta o larga distancia. Lograrás ganar en autonomía y ahorrar dinero en gasolineras para una de las tareas en seguridad viaria más importantes: mantener la presión de tus neumáticos siempre a punto. 

Selección de Compresores de Aire para Coche

A continuación puedes encontrar los compresores de aire para coche más eficientes para inflar las ruedas de tus neumáticos en menos de tres minutos. 

Compresor de Aire Eléctrico para Coche

compresor de aire para coche

Compresor para Coche de 12V

Compresor con batería portátil coche

compresor coche

Compresor de Coche con Refrigeración

compresor de aire coche

Realiza la compra de tu compresor para coche a través de Amazon para asegurar una transacción segura y lograr descuentos de hasta un 25% en el precio del producto. Las devoluciones en la plataforma se pueden realizar de forma totalmente fiable. 

Los Mejores Compresores de Aire para el Coche

La diversificación de marcas disponibles en el mercado de los compresores de aire para coche hacen que de tanto en tanto entre en el sector la implementación de nuevas tecnologías más precisas para medir la presión de los neumáticos. Cada compresor ofrece unas ventajas únicas a sus competidores. En esta sección, compararemos los compresores de coche que más destacan con sus pros y contras.

TIRETEK - Compresor de Aire Portátil para Coche

Uno de los compresores de aire para coche más destacados por su diseño y rendimiento profesional. En primer lugar, se presenta en un estuche rígido ideal para transportar y guardar el compresor en el maletero sin ocupar mucho espacio. Es compacto y, a pesar de su tamaño, puede producir hasta 30 litros de aire por minuto, por lo que puede inflar un neumático relativamente pequeño en menos de un minuto.

El cable tiene una longitud de siete metros de largo y llega fácilmente a cualquier neumático siendo conectado al encendedor del automóvil. La forma de espiral del tubo lo hace mucho más resistente que otros modelos. También es capaz de inflar neumáticos de motos, caravanas, quads y todoterrenos. 

Aplicaciones

Inflar los neumáticos del coche, la motocicleta, bicicleta y/o cualquier otro neumático. También es eficaz hinchando productos de deporte como balones, de campamento y de playa.

Ventajas

Desventajas

Black And Decker ASI300-QS

Con Black&Decker nos adentramos en una de las marcas estadounidenses de más calidad del mercado. Este compresor de aire para automóviles es uno de los más compactos, del tamaño idóneo para llevarlo a cualquier parte. De él destaca su diseño y su rendimiento, que puede alcanzar hasta los 11 BAR (160 PSI) de presión cuando lo colocamos a pleno rendimiento, acotando los tiempos de espera para inflar casi cualquier cosa que se nos ponga por delante.

Su doble alimentación con enchufado eléctrico o en el espacio del encendedor del coche (12v) lo convierten en una herramienta multiuso en la que podemos confiar tanto fuera como dentro de casa. Además, cuenta con alumbrado de emergencia por si lo necesitamos utilizar con urgencia de noche. 

Aplicaciones

Es lo suficientemente potente como para poder inflar neumáticos de gran tamaño y, por tanto, muy confiable para hinchar nuestras ruedas del coche, la motocicleta o nuestra bici. El sistema de desconexión automátizado nos devuelve resultados muy precisos; también sirve para pelotas, colchonetas y toda clase de material inflable.

Ventajas

Desventajas

MICHELIN - Compresor para las Ruedas del Coche

¿Quién no conoce la marca MICHELIN? La gama de compresores que ofrecen están a un nivel de calidad que se sitúa por encima del resto, te contamos por qué. Este bicho es capaz de medir con suma precisión la presión indicada en la pantalla digital de una forma muy eficiente. Una vez nos acostumbramos a su control hincha los neumáticos con mucha rapidez (¡en cuestión de segundos!) sin casi emitir sonido ni vibraciones. 

Aplicaciones

Hincha de TODO. Ruedas de coche, por supuesto, pero también de 4×4, balones, toda clase de productos inflables, globos, colchones, motocicletas… Además viene con dos boquillas adicionales. 

Ventajas

Desventajas

Tabla de contenidos

¿Qué es un compresor de aire para coches?

La parte del “compresor de aire” significa que es simplemente una bomba de aire. Pero a diferencia de una bomba de aire convencional, que se limita a aspirar aire y sacarlo, estas herramientas comprimen el aire para que salga a presión. Por eso se utilizan para inflar todo tipo de cosas, desde neumáticos de coches y camiones hasta balones deportivos, más rápido y eficiente que una bomba de aire convencional.

En este caso, “portátil” también es una parte importante de la discusión, especialmente en esta sección dedicada a los compresores para inflar neumáticos de coche. Algunos compresores de aire son grandes, tanto que tienen un carro con ruedas incorporadas para desplazarlos. Se utilizan para construir casas, fabricar herramientas eléctricas e incluso los bomberos los utilizan en algunas situaciones de emergencia y son demasiado potentes para inflar los neumáticos de los coches normales.

Un compresor portátil tiene que encontrar el equilibrio entre ser lo suficientemente potente para inflar los neumáticos de forma rápida y eficaz, pero lo suficientemente pequeño para poder guardarlo en el maletero del coche o en nuestro garaje o trastero.

Qué tener en cuenta al comprar un compresor para el coche

Sin duda, el mejor compresor de aire para coche es el que tiene la mejor relación calidad-precio, por lo que, además de las necesidades básicas de una persona, también es importante tener en cuenta el presupuesto asignado para la compra. Hay bastantes aspectos a tener en cuenta a la hora de seleccionar uno de ellos, y los podemos clasificar en generales y específicos, puesto que no todos los compresores de aire cumplen la misma función y, si lo queremos para el coche, debemos prestar más detalle a algunas características propias.

Pero, antes que nada, nos centraremos en los aspectos generales que solemos comentar. En este caso, siempre recomendamos fijarnos en la marca del vendedor. En las que nosotros depositamos nuestra confianza son Black&Decker, Stanley, CEVIK, Bosch, Einhell y, cómo no, MICHELIN. Estas marcas gozan de la simpatía del mercado y los usuarios que ya han probado sus compresores. A calidad-precio, es de lo mejor que podemos encontrar sin caer en el error de comprar una marca que acabe por decepcionarnos.

Por otra parte, fijarnos en la potencia del compresor es una buena manera de empezar una selección. Suelen oscilar entre 1,5 y 5 CV y son adecuadas para aplicaciones domésticas, comerciales y, en muchos casos, industriales. Los requisitos de mantenimiento de este tipo de equipos dependen de la calidad de los mismos, pero sobre todo del mantenimiento y la revisión de cada unidad. Los compresores que probablemente funcionen mejor y duren más son, sin duda, los que han sido mejor valorados y mantenidos a lo largo de su vida útil. En cuanto a la presión de funcionamiento, hay que tener en cuenta que muchas aplicaciones y máquinas con compresores no requieren presiones superiores a 6 bares. Por lo tanto, es importante comprobar esta característica para evitar la selección de equipos cuya característica no es necesaria en el uso normal.

Por otro lado, aquí están las características que también debes tener en cuenta al elegir un compresor de aire para el coche que no tendríamos con otra clase de compresores.

Pantalla LCD

El compresor de aire debería indicarle de alguna manera la presión a la que está inflado el neumático. La mayoría de los modelos actuales suelen tener una pantalla LCD, mientras que otros tienen un dial de agujas tradicional.

La pantalla LCD ofrece indicaciones mucho más precisas y es mucho más fácil de leer cuando está retroiluminada. Incluso por la noche.

Luz para emergencias

Otra característica útil en caso de emergencia. Algunos neumáticos hinchables para coches llevan una linterna incorporada. En general, estas bombillas LED son mucho más brillantes y producen una luz blanca. Esto es muy útil para garantizar una buena visibilidad en la oscuridad al inflar el neumático y también por seguridad, para que los demás vehículos puedan verle en la carretera.

Sistema de autoapagado

Cuando el compresor de aire tiene una función de desconexión automática, usted puede establecer la presión a la que desea y no tiene que hacer nada más. Sólo se detiene cuando se alcanza el límite establecido.

Los modelos con esta característica son mucho más fáciles de usar, dan menos trabajo y eliminan por completo el riesgo de sobreinflado.

Conexión al encendedor del vehículo

En caso de emergencia, debería ser posible conectar el compresor al encendedor del vehículo. En caso de avería, si necesitas inflar un neumático en el arcén, es probable que ésta sea la única fuente de energía disponible.

Boquillas adicionales

A menos que tengas muy claro que únicamente lo utilizarás para los neumáticos, es una característica opcional. De lo contrario, elija un modelo que venga de serie con diferentes tipos de boquillas y obtendrá una herramienta que podrá utilizar en diferentes situaciones: ruedas, colchonetas, balones… y, por supuesto, los neumáticos de su coche.

¿Cómo inflar los neumáticos con un compresor de aire de coche?

El inflado de un neumático con un compresor de aire es muy fácil. Muchos modelos pueden hacer casi el 99% del trabajo si tienen una función de apagado automático. Basta con conectar el compresor a la válvula del neumático, ajustar la presión deseada y dejarlo en funcionamiento hasta que termine de forma automática.

Sin embargo, aquí tienes algunos consejos para sacar el máximo partido a tu nuevo compresor de coche.

  • Mantén seco el compresor de aire: la mayoría de estas unidades, bastante duraderas, están diseñadas para soportar grandes cargas de trabajo. Pero estas herramientas no son muy amigas del agua y la humedad, así que trate de mantener su compresor lo más seco posible durante su uso y almacenamiento. Como aparato eléctrico, puede provocar un cortocircuito si se moja durante su uso.
  • Controla la presión: muchos modelos tienen un interruptor automático que apaga el compresor cuando alcanza un determinado nivel de presión. Si su modelo no dispone de esta función, evidentemente tendrá que vigilar de cerca la presión durante el funcionamiento. Incluso si tiene un cierre automático y eres una persona muy cuidadosa, vale la pena vigilarlo.
Ir arriba